Canal RSS

Archivo de la etiqueta: lana

Manzana amigurumi

Publicado en

Esta semana traigo un amigurumi fácil de hacer, por si algún debutante en este campo aterriza por aquí. =) Propongo una figura tan sencilla como una manzana.

Para hacer la manzana sólo necesitamos hilo de algodón o lana del color de la manzana (roja, verde, amarilla…¡la que más te guste!) y luego hilo o lana verde para la hoja. La lana del rabito debe ser más gruesa, aunque también serviría un limpiapipas, que quedaría más rígido.

Pincha aquí para ver el patrónAmigurumi_manzana_patron

Un detalle que quería remarcar es la forma que se le ha de dar al cuerpo de la manzana. Con la ayuda de la hebra de lana que hace de rabito conseguiremos achatar la base y la parte superior. Simplemente hay que hacer el nudo en un extremo y el otro se tiene que cerrar habiendo aplastado el cuerpo de la manzana. Después de amoldar un poco con la mano conseguiremos la forma perfecta =).

Detalle de la base de la manzana.

Anuncios

Jirafa amigurumi

Publicado en

*English version here*

De nuevo traigo esta semana un animalito más hecho con la técnica del amigurumi. No es muy complicado y los materiales resultan baratos:

Lana amarilla.

– Lana marrón.

Cordón marrón. En concreto, éste es un cordón de zapatos, y basta con uno, así que si tienes por casa cordones de zapatos o zapatillas viejos, aprovecha uno de ellos.

Hilo y algodón.

Adjunto a continuación los patrones para confeccionar el animalito.

Amigurumi_jirafa_patron

En el tutorial no añado los detalles de cómo agregar los cordones o cómo confeccionar la crin de la jirafa, únicamente está el patrón de la figura de ganchillo. Para el resto no hay mucho misterio, los cordones se pueden añadir una vez está hecha la figura, puesto que se pueden meter por los huecos que dejan las puntadas del ganchillo. Yo sí di alguna puntada con hilo para fijar el cordón al cuerpo y evitar que se moviese el cordón o que se escapasen las pezuñas. El extremo de la cola lo deshilaché, así como la punta de los cuernos. La crin está hecha a base de pequeñas hebras de lana marrón anudadas a lo largo del cuello y posteriormente deshilachadas. Finalmente, unas cuantas puntadas con hilo negro para los ojos y un par de líneas para marcar el morro, y ya tenemos la jirafita a punto.

Amigurumi

Publicado en

*English version here*

Los amigurumi son muñecos de trapo hechos mediante crochet. Es una técnica de origen japonés, que permite crear animales (principalmente) suaves y redondeados que se rellenan con algodón, trapo o también semillas. Como todo lo que está sujeto a la creatividad de la persona, una vez se conoce la técnica, es cuestión de dedicarle tiempo y podremos hacer nuestros propios modelos. En la web hay numerosos patrones para comenzar con figuras sencillas. Un ejemplo es el siguiente ratón:

El ratoncito no es difícil de hacer. Pincha en la imagen para ir al tutorial.

El aprender a hacer bolitas es muy útil también a la hora de pensar en otros modelos, ya que la mayoría de los muñecos son módulos de varias esferas o similares.

Ragamuffin, de “Lenore, la hermosa niña muerta”

Inspirado en el juego “Teeworlds”

Punto estrella

Publicado en

*English version here*

Cuando me cansé de hacer el punto de los enamorados, me dediqué a hacer este otro que vi por la red. Se llama punto de estrella. Empecé a hacer una nueva bufanda, pero cuando llevaba tres filas vi que quedaba muy apelmazado (o quizás era yo, que tengo la mala costumbre de apretar demasiado los puntos), así que decidí intercalar dos filas de punto de estrella con dos de punto doble o punto alto calado. La labor queda así:

Estas bufandas quedan muy bien si no son muy largas, solamente que rodeen el cuello y se junten los dos extremos con un “broche” sencillo:

Aunque estamos acostumbrados a dar varias vueltas a la bufanda, de esta manera queda muy bonito y sencillo, sin dejar de abrigar el cuello.

El broche o cierre es muy simple de hacer. Consiste en, a partir de una base que es un círculo de puntos de cadeneta, superponer vueltas de puntos bajos pinchados en el centro. A base de repetir filas de la misma manera acaba tomando forma de botón. Sólo falta hacer una cadeneta suficientemente larga como para abrazar los dos extremos de la bufanda e incluso dar una vuelta entera antes de pasarlo por el botón. Cosemos las dos partes y ya tenemos el complemento.

Aquí se puede ver la cadeneta con la que se atan los extremos de la bufanda

Tengo fichados otros tipos de punto, así que cuando aprenda alguno más lo subiré y seguiré completando mi colección de patrones =). También quiero probar a hacer los extremos de las bufandas con otros estilos…..

Pompones

Publicado en

*English version here*

¿Alguien tuvo de pequeño el juego de Pompoñecos? Así es como aprendí a hacer pompones de lana. Bueno, en realidad era un juego de mi hermana, y creo que ella hizo todos los muñecos, ¡¡pero yo también aprendí mirándola!!

Sólo hay que hacer un “donuts” de cartón, del tamaño que uno quiera el pompón. Luego se corta una hebra de marimoco (que cosió siete camisas y aún le sobró un poco =P ) de lana…. bueno, hablando claro, se corta un trozo de lana bastante largo, y se comienza a dar vueltas con él alrededor del cartón. Es cuestión de paciencia, porque hay que hacer pasar toooodo el hilo un montón de veces, y si no se tiene cuidado se hacen nudos, pero no tiene más misterio. Una vez se acaba el hilo (o si no hemos calculado bien, ya no se puede pasar más veces porque no hay agujerito), cortamos la lana por la parte de fuera del donuts. No hay que temer que se nos escapen los hilos, porque la lana se va a ahuecar y el cartón lo va a mantener junto. Pasamos un hilo alrededor de todos los trozos de la lana y hacemos un hatillo. Finalmente, sacamos el cartón y despeinamos el pompón para que quede una bolita perfecta.

A partir de aquí, ¡viva la imaginación!

Espíritus del polvo @

Espíritus del polvo, de la película “Mi vecino Totoro”

Broche pompones @

Dos pompones para adornar una bufanda

Broche de flor de ganchillo

Publicado en

*English version here*

Y vamos con la entrega nº3 de los broches =) En este caso lo he hecho con ganchillo y lana que degrada de marrón a blanco. La elaboración es tan simple como esto:

1) Hacemos 5 puntos de cadeneta y formamos un círculo uniendo el primer y último punto con un punto enano.

2) Hacemos una pasada de 10 puntos bajos pinchando en el centro del círculo, de forma que el hilo abrace y envuelva los puntos de cadeneta.

3) Cuando acabamos la vuelta, hacemos 7 puntos de cadeneta y enganchamos con un punto enano en el segundo punto de esta vuelta. Volvemos a hacer 7 cadenetas y enganchamos dejando un punto libre. Así sucesivamente hasta completar la vuelta. Quedan 5 pétalos en total.

4) Hacemos una última vuelta de puntos enanos enganchando en cada punto de cadeneta que hemos hecho anteriormente, para reforzar los pétalos.

Así queda hecha la flor. Como detalle, y para esconder la base del broche, he cosido una perlita en el centro. Aprovecho el hilo para coser la base del broche. Hago unos nudos y echo una gotita de pegamento. E pronto! Ya tenemos la florecilla:

Broche flor ganchillo @

De nuevo, acudo a la imaginación para elaborar versiones de este diseño, y por ejemplo hice este otro:

Broche flores ganchillo doble @

Punto de los enamorados

Publicado en

*English version here*

Yo pensaba que con el ganchillo se podían hacer punto bajo, punto alto y poco más ¡pues resulta que no! Navegando por la red encontré un patrón para tejer con un nuevo punto. Se llama punto de los enamorados, o “lover´s knot” (también lo he visto llamado Solomon´s knot).

Mi primer experimento fue una bufanda rectangular, porque me parecía más fácil enlazar los puntos. Lo malo es que cuando la terminé, los laterales tiraban y la parte central quedaba haciendo bolsa y no se ve muy bien el punto. Aún así, como la hice con una lana de colorines quedó bien y la llevo yo tan a gusto. (siempre me suelo quedar lo primero que hago porque la segunda vez ya le corrijo todos los fallos y sale más decente =) ). De hecho, una anécdota que me ocurrió un día fue que bajé a comprar el pan con esa bufanda puesta, y la panadera se me quedó mirando y al rato me preguntó si la había hecho yo, y cómo. Así que eso me sirvió para no deshacerla y llevarla más orgullosa todavía =P.

Mi bufanda =)

El siguiente paso que di fue probar a hacer ese mismo punto pero dando una forma triangular a la bufanda. Aquí hay que cambiar ligeramente la forma de enlazar los puntos. Como se hacen relativamente rápido me emocioné y tras probar con una lana lisa y redonda, probé con una peludita. El resultado está a continuación:

La bufanda verde deja ver mejor el punto, pero la otra es más amorosa. Eso sí, hay que tener paciencia porque se enreda muy fácilmente, así que para comenzar lo mejor es una lana normal. Puede parecer que no abriga, porque es muy calada, pero como son grandes, acaban dando varias vueltas alrededor del cuello, en el caso del formato rectangular, o se agrupan muchas filas en el caso del formato triangular. La bufanda verde tiene en las puntas unos flecos con cuentas de cerámica, que se las puse para dar más peso.

Si después se le van añadiendo adornos y utilizando otras lanas, quedan diferentes modelos, según el gusto y estilo de cada persona.

A %d blogueros les gusta esto: